Banner de La Guarida del Dragón
Cajón desastre para hablar y tratar los temas más diversos: Literatura, justicia, videojuegos, tebeos, cine, animación... Se hace lo que se puede para mantener este chiringuito al día.
Archivos
<Septiembre 2022
Lu Ma Mi Ju Vi Sa Do
      1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30    
             

Opinando
  • Mojcón en Clásicos populares: Hoy presentamos "Calderete"
  • Alvaro en Reseñas en GoodReads (I): Una página difícil de arrancar
  • Tenerife pasando página en Aquel día de Canarias de 1984...
  • Miguel ÁNGEL GARCÍA HERRERA en Aquel día de Canarias de 1984...
  • Luis Javier Capote Pérez en Aquel día de Canarias de 1984...
  • Maribel Reis en Aquel día de Canarias de 1984...
  • manuel lagalaye en Cine del güeno. Hoy con ustedes: "El Gordo Alberto"
  • Tienes la boca limpia en Escépticos en el pub en Tenerife. Marzo de 2016
  • Luis Javier Capote Pérez en Feliz 2016 y prósperos carnavales
  • rvr en Feliz 2016 y prósperos carnavales

  • Blogalia

    Blogalia

    Locations of visitors to this page
    www.flickr.com
    This is a Flickr badge showing public photos and videos from lcapotep. Make your own badge here.




    Luis's books

    Buenas noches y saludos cordiales: José María García. Historia de un periodista irrepetible.
    really liked it
    Un libro que repasa la historia de la radio española entre 1972 y 2002, a través de la figura de un periodista tan polémica como irrepetible. Imprescindible para materias como derechos de la personalidad o historia de la radio.
    Las pseudociencias ¡vaya timo!
    it was amazing
    Recopilación de escritos en torno a los conceptos de ciencia, pseudociencias y sus debates derivados. Altamente recomendable aunque bastante denso en algunos pasajes.
    Killing Lincoln: The Shocking Assassination that Changed America Forever
    really liked it
    Un relato apasionante del final de la guerra de secesión y de los últimos días de la vida de Abraham Lincoln.
    Betrayal: The Crisis in the Catholic Church
    really liked it
    Gran resumen de un trabajo de investigación periodística sobre un tema tan espinoso como el de la pederastia en el seno del clero católico.
    El 18 Brumario de Luis Bonaparte
    really liked it
    Ameno relato sobre el ascenso al poder imperial de Luis Napoleón Bonaparte (Napoleón III).

    goodreads.com
    Instagram

    Follow Us

    Inicio > Historias > Capitán América vol. 8 nº 14
    Capitán América vol. 8 nº 14 2022-06-12

    Título: Capitán América nº 14

    Formato: Comic-book de 32 páginas

    Autores: (G) Ed Brubaker (L) Steve McNiven (T) Mark Morales (C) Justin Ponsor (P) Steve McNiven

    Editorial: Marvel Comics / Panini Comics

    Precio: 2,50 euros

    Comentario:

     

    No es excesivamente usual encontrar reseñado un número suelto dentro de una colección regular, pero da la casualidad de que la décimo cuarta entrega del octavo volumen de las aventuras del Capi en España según el calendario gregoriano contiene la la primera entrega del sexto volumen de las aventuras del Capitán América. A los mandos literarios se encuentra quien viene comandando la nave abanderada con mano firme desde hace ya unos cuantos años: Ed Brubaker. A los lápices una sucesión de artistas cuando menos interesante: Steve McNiven, Alan Davis, Patrick Zircher… De la mano de Bru, el Capi parece haber conseguido algo tan inverosímil como una franquicia en la que hay espacio para él y para el Soldado de Invierno (que vuelve por sus fueros de agente secreto después de lo acontecido en Miedo encarnado). Don Ed parece más que decidido a batir la marca de permanencia que ostenta el llorado Mark Gruenwald al frente de la colección y de momento, parece que la cosa va viento en popa a toda vela.

     

    Aunque estemos ante un nuevo volumen, no hay que esperar en principio grandes cambios respecto a lo que han sido las pautas generales del trabajo de Brubaker con el personaje. Mucha aventura, mucho espionaje, Sharon Carter, cameos de Nick Furia y compañía y bastante reutilización del fondo de armario villanesco del Capitoste. Este primer arco argumental comienza con la despedida a uno de esos personajes que formaban ya parte del paisaje en la panoplia de secundarios del vengador abanderado: Peggy Carter. La dama se había convertido en uno de esos elementos un tanto incómodos de la estirada continuidad marveliana. Supuestamente, Rogers y ella se habían conocido en una misión secreta durante la Segunda Guerra Mundial, y cuando Stan Lee y Jack Kirby descongelaron al caballero solo habían pasado unos quince años desde el final de aquella. Peggy resultaba ser la hermana mayor de Sharon y se planteaba la situación de que ambas estaban pilladas por el mismo señor, lo que sirvió para unos cuantos malentendidos, enredos y disimulos propios de la mejor tradición de la telecomedia. Los años fueron pasando y la relación de parentesco ha tenido que ser convenientemente tuneada, para convertir a Sharon en sobrina-nieta de Peggy y para que ésta pasara de miembro del equipo de apoyo de los Vengadores (otro rescate que debemos agradecer al enciclopedista loco que era Gruenwald) a venerable ancianita afectada con el mal de Alzheimer.

     

    En lo que parece ser un chiste a costa del Capitán América ultimatero de Mark Millar, Steve y Sharon deciden despedir a Peg en París, recordando los tiempos en lo que ella luchó al lado de la resistencia local contra los nazis del III Reich y compañía. El sepelio acaba como el rosario de la aurora, haciendo su aparición el clásico viejo conocido del pasado bélico del protagonista. Ello lleva a un par de revelaciones en torno al pasado de Rogers y Carter (Peggy) que, fieles a la tradición literaria del señor Bru, pasan por la desmitificación del carácter “fresco y alegre” con el que los venerables Lee y Kirby presentaban a sus personajes en los sesenta. Se anticipa una trama en la que el Capi y sus compinches irán un paso por detrás de los malos (donde se encuentra un viejo adversario que tenía hasta hace no tanto una caracterización bastante mejor que la propinada por Brubaker). Dicho de otra manera, lo que se puede esperar de la combinación guionista-personaje, con la adición, como se ha indicado más arriba, de un buen puñado de dibujantes interesantes (unos quizá más, otros quizá menos, pero todos artistas solventes). El primero es un Steve McNiven que había asomado pocamente el hocico en los últimos tiempos y que se consolida como dibujante de proyecto especiales, arcos argumentales y series limitadas.

     

    Reseña publicada originalmente en Zona Negativa el 19 de marzo de 2012.


    Enviado por lcapote a las 13:50 | 0 Comentarios | Enlace


    Referencias (TrackBacks)

    URL de trackback de esta historia http://dragon.blogalia.com//trackbacks/78552

    Comentarios

    © 2002 lcapote